La NASA describe un agujero negro como una región en el Universo en la cual la fuerza de gravedad es tan fuerte que no deja escapar ningún tipo de materia o partícula (tampoco la luz se escapa, de ahí el nombre). El hecho de que la fuerza de gravedad sea tan fuerte se debe a una gran concentración de masa comprimida en un espacio muy pequeño. Existen de distintos tamaños, los hay muy grandes con un tamaño de veinte soles hasta algunos del tamaño de un átomo. ¡Lo interesante es, que incluso los más pequeños pueden contener la masa de una montaña! ¿Pueden imaginar la cantidad de energía contenida en esas regiones?

Los agujeros negros han estado presentes en la cultura popular desde libros hasta novelas gráficas y sin dejar a un lado las películas. Hay una película llamada Wristcutters: A Love Story dirigida por Goran Dukić y estrenada en 2004 (se podría traducir como Los cortamuñecas: Una historia de Amor) donde se narra el deambular de tres jóvenes suicidas por una estación de trenes (lugar que es una especie de limbo). En este limbo, Zia, un joven que se cortó las muñecas porque su novia lo abandonó, se encuentra con Eugene quien es un rockero ruso; ambos se embarcan en una travesía a lo largo de este mundo para tratar de descubrir el fallo de sus vidas, encontrar la redención y buscar la felicidad. A lo largo de su viaje se topan con Mikal, una chica que asegura estar en ese sitio por error ya que ella no tenía la intención de suicidarse.

Esta cinta aparentemente no tiene mucho que ver con agujeros negros pero a medida que la historia se desarrolla, Zia descubre que debajo del asiento del copiloto en el carro en el que viajan, existe un agujero negro que traga todo lo que cae dentro de él; para no arruinarles la película me limitaré a decir que ese agujero negro tiene más importancia de lo que pudiesen pensar.

Ustedes quizás se pregunten también ¿Es posible que exista un agujero negro dentro de un automóvil? Y la respuesta sería que no, pero déjenme comentarles que los agujeros negros no solo los podemos encontrar en el espacio, hay evidencias recientes de que existe un fenómeno marino que debido a su similitud visual (pues vistos desde el espacio son auténticos agujeros negros que arrasan con todo a su paso) han sido comparados con los hoyos negros espaciales. Estos remolinos se comportan de una manera muy similar a los agujeros negros del espacio, ya que atrapan numerosos elementos que entran en ellos de tal manera que no pueden escapar. Un estudio, llevado a cabo por George Haller, de la ETH Zurich, y Francisco Beron-Vera, de la Universidad de Miami, demostró que transcurrido un año, el agua y todo lo que se encontraba en el interior de estos remolinos seguían sin mezclarse con el agua circundante.

A manera de conclusión podemos decir que los agujeros negros son un fenómeno del que aún nos falta demasiado para saber a ciencia cierta que hay dentro de ellos. Aunque para ser sinceros, la idea de un espacio exterior infinito e ignoto, siempre será un poco poética.

 

Luis H.C

Creador de contenidos en la Bombilla. Estudiante de Química en la Universidad Nacional Autónoma de México.

Referencias:

Agujeros negros:

http://www.nasa.gov/audience/forstudents/k-4/stories/what-is-a-black-hole-k4.html#.VLlXfy4odBE

Película:

http://www.imdb.com/title/tt0477139/

Agujeros Negros en el Mar:

http://earthobservatory.nasa.gov/IOTD/view.php?id=77120&eocn=image&eoci=related_image

https://clousc.com/player.php?ver=32